27 de marzo de 2012

"Almería, Tuco ha vuelto a casa"

Eli Herschel Wallach (Brooklyn, New York, 1915) se pudo sentir un almeriense más durante los distintos periodos de tiempo que pasó en nuestra tierra para rodar a las órdenes de cuatro de los más grandes directores del western europeo. 

Áutógrafo de Eli W.
En su primera visita, en junio de 1966, para encarnar al genial Tuco en 'El bueno, el feo y el malo' del maestro romano Sergio Leone, Wallach nos regalaba la interpretación de un personaje reconocido mundialmente como la esencia del spaghetti western. 'Tuco Benedicto Pacífico Juan María Ramírez' personifica todos los defectos y todas los virtudes de los pícaros pobladores de aquel polvoriento oeste almeriense, ávidos de dólares o de venganza. Nadie puede imaginar ahora a ningún actor metido en la piel de Tuco; y menos aún después de conocer a Eli Wallach en persona.



Este grandísimo actor, Óscar honorífico en 2010, volvería a Almería justo dos años después, para trabajar junto a Terence Hill y Bud Spencer en 'Los cuatro truhanes' (Giuseppe Colizzi, 1968). En septiembre de 1971 comenzaba el rodaje de 'Viva la muerte...tuya' (Duccio Tessari, 1972), y nos rendía su penúltima visita en julio de 1974 para cambiar su habitual rol de bandido mexicano por el del sheriff Jack el Negro en el western cómico 'El blanco, el amarillo y el negro' (Sergio Corbucci, 1974).

Los western 'almerienses, una carrera con más de 150 títulos para uno de los más reputados actores de Hollywood, aún en activo a sus 96 años, y una personalidad que atrapa con su presencia, hacen del homenaje que le brindó el festival "Almería en corto" en 2006, uno de los momentos más brillantes en la historia de este certamen.



"¡Quien temprano se levanta, tiene una hora más de vida y en su trabajo adelanta!"

El teatro Cervantes de la capital almeriense se rindió a la naturalidad y sencillez de Eli Wallach, como podemos ver en este resumen de aquella noche.

Trueba, Wallach, ..., Carla Leone, Anita Haas
Este inolvidable homenaje continuó un día después con la presentación del libro "Eli Wallach. Vitalidad y picardía", editado por la Diputación de Almería, acto en el que el recordado Tuco estuvo acompañado por amigos como Fernando Trueba, Carla Leone (viuda de Leone) y Carlos Aguilar, además de su esposa, la también actriz Anne Jackson.

Presentación del libro 'Eli Wallach. Vitalidad y picardía', de Anita Haas





19 de marzo de 2012

Cine y trenes en la comarca de Guadix

Uno de los tramos ferroviarios visitados, entre las estaciones de Guadix y Gor, corre serio peligro de ser completamente desmantelado. Lee este artículo-denuncia en la página web de ASAFAL:

                                                                       - - - - -
Este mes de marzo hemos compartido aficiones con las Asociaciones de Amigos del Ferrocarril de Almería, ASAFAL, y Granada, AGRAFT.
En la vecina provincia de Granada, la comarca de Guadix se puede considerar prácticamente una misma 'región cinematográfica' con nuestra tierra almeriense. En otras visitas ya habíamos disfrutado también del patrimonio y paisajes accitanos, reflejados tantas veces en el cine, tanto en producciones que compartían localizaciones almerienses como en grandes películas que no llegaron a pisar Almería ('Doctor Zhivago', 'Furia de titanes' o 'Rojos'). 

A hora bien temprana nos recibió la estación ferroviaria de Guadix, que se convirtió en junio de 1988 en la de la ciudad turca de Iskenderun para 'Indiana Jones y la última cruzada' (Steven Spielberg, 1989). En su andén rodaron los protagonistas principales con la salida a la plaza convertida en un zoco turco, incluidos también Harrison Ford y Sean Connery, en unas escenas que quedaron fuera del montaje final. En las vías de esta estación fue 'estrella de cine' por primera vez -al menos que conste de forma documentada- la famosa locomotora Babwil. Fue en agosto de 1966 para transportar tropas hacia Durango en 'Yo soy la revolución' (Damiano Damiani, 1967).
Visitando las viejas instalaciones de la estación nos encontramos por sorpresa con un 'apartavacas' de los que se utilizaban en aquellas impresionantes locomotoras de vapor.

Entre campos de almendros, llegamos más tarde a la antigua línea Guadix-Baza, lugar en el que, desde una localización de 'Agáchate, maldito' (Sergio Leone, 1970), pudimos caminar por la vía -cerrada al tráfico hace más de veinte años- por unas trincheras en las que el maestro Leone situó dramáticas escenas con el tren privado de Morton como protagonista en 'Hasta que llegó su hora' (Sergio Leone, 1968). La gran figura de Henry Fonda preside el recuerdo en aquel lugar.


Era el turno de conocer detalles arquitectónicos e históricos de dos magníficos puentes: el del Grao, también utilizado por Leone, y el impresionante puente del Anchurón, en la carretera de Belerda.
Fue aquí donde se produjo el primer rodaje que utilizaba el ferrocarril en la comarca, con escenas de 'La India en llamas' (John Lee Thompson, 1959), con la mismísima Lauren Bacal viviendo peligrosas aventuras en este, en la ficción, puente de Kupra.

La estación de La Calahorra-Ferreira, a pesar del progreso, a pesar de los paneles solares y molinos de viento que inundan el paisaje circundante, sigue siendo un lugar mágico, romántico, que cautiva a numerosos cinéfilos de todo el mundo que peregrinan a este lugar en busca de las huellas de Leone.
A un paso, al otro lado de las vías, donde estuvo la estación peliculera en la que se filmó la escena sublime de la llegada de Claudia Cardinale -Jill McBain- a Flagstone, unas pocas ruinas siguen siendo testimonio del que fuera un gran decorado, el poblado de La Calahorra, nacido como Flagstone para 'Hasta que llegó su hora' (Sergio Leone, 1968), reconvertido en Dallas al año siguiente para 'La muerte de un presidente' (Tonino Valerii, 1969), en Cheyenne para 'Mi nombre es Ninguno' (Tonino Valerii, 1973) y en Tucumcari para 'El genio' (Damiano Damiani, 1975).
Apenas cuatro edificios mantienen sus ruinosas paredes de ladrillo en pie, encorsetadas entre los muros de una explotación ganadera; tristísimo final para un gran decorado que vio desfilar a Leone y a Valerii, a Henry Fonda, Charles Bronson, Claudia Cardinale, Terence Hill o Giuliano Gemma.


Desempeñando un papel secundario en estos inmensos llanos del Zenete, la estación de Huéneja-Dólar, que fue Ruger en 'Caza implacable' (Don Medford, 1971), conserva casi intactos los edificios cercanos a la estación, tal y como podemos verlos cuando eran propiedad en la ficción del millonario Branth Ruger -Gene Hackman- y de su señora Melisa -Candice Bergen-. Ver VIDEO


Una reliquia de la importante historia minera de Alquife y su relación con Almería puso colofón a esta ruta que aún da mucho más de sí, pues muchas más son las sorpresas que depara la relación de la comarca accitana con el séptimo arte. 

Os dejamos con dos videos sobre esta excursión:





Los aficionados al ferrocarril fueron en esta ocasión invitados de lujo para conocer más en profundidad la apasionante relación entre el cine y nuestro ferrocarril. Gracias a ASAFAL y a AGRAFT.
En la web de los amigos de ASAFAL podéis leer un interesante relato de la ruta.

Fotos de grupo en la estación de Guadix y puente del Grao: Alejandro de la Paz. Gracias

Nuestras estaciones más cinematográficas, desde el punto de vista 'habitual'.










8 de marzo de 2012

'Oeil pour oeil', el desierto más dramático...

...y también el más bello.

"He venido aquí y me he quedado profundamente impresionado. Esto es único en el mundo, de una belleza realmente sobrecogedora". Son palabras del director André Cayatte que, orientado por la Oficina Geográfica de París, había encontrado en Almería un desierto que encajaba con la dramática historia de "Oeil pour oeil".

El director André Cayatte y varios carteles de la película

" Había visitado ya Líbano, Siria, Jordania, Egipto...todo es igual, demasiado monótono. Era imprescindible un escenario que fuese trágico en sí mismo". El ya entonces prestigioso director francés, que compitió con esta película por el León de Oro en el festival de Venecia, convirtió nuestro paisaje en personaje fundamental de la historia de venganza que protagonizaron en el otoño de 1956 los actores Curd Jürgens y Folco Lulli.


"Oeil pour oeil", película no estrenada nunca en España y descatalogada en el país vecino, fue la segunda producción extranjera rodada en Almería y supuso para nuestra provincia un extraordinario golpe de suerte, pues exportó de manera brillante los platós almerienses, dándolos a conocer a todo el mundo.

Rambla de Otero

En el periódico francés L'Express se podía leer después del estreno: " El paisaje, admirablemente fotografiado por Christian Matras, tiene algo de kafkiano, con su laberinto de montañas donde se hunden más y más, cuanto más creen estar  sobre el camino de salida"

Os dejamos con este video que elaboramos hace unos años a partir de una vieja grabación en VHS.
Podremos ver casi todas las ramblas del desierto de Tabernas, años más tarde protagonistas en cientos de westerns y aventuras, así como la zona del Ricaveral o poblados y zocos árabes ambientados en el propio pueblo de Tabernas o el entorno de la Plaza Vieja, en la capital almeriense.

Disfruten esta rara joya, que fotografió nuestro desierto con rabiosa y trágica belleza: OEIL POUR OEIL.





Datos y citas textuales obtenidas de las publicaciones "Almería, plató de cine" (José Márquez Úbeda, I.E.A. 2009) y "Guías de Almería. Vol. 10 CINE" (Varios autores, I.E.A. 2011 - Capítulo dedicado a la película escrito por J.Márquez Úbeda)

Y este abril de 2016 estamos de enhorabuena porque 'Oeil pour oeil', agotada hasta hace poco e imposible de encontrar en soporte digital, ha sido reeditada por Gaumont y es fácil de adquirir en varios portales de venta.